El líder de la plataforma chilena habló con Tekios sobre los entretelones del bloqueo realizado por el banco estatal a su tecnología. Se atreve a lanzar dos razones de fondo que podrían explicar el accionar «arbitrario» y reñido con «la libre competencia» de Banco Estado.

El alto costo de tener que asumir los auto fraudes y el phishing parece ser la razón que habría tenido Banco Estado para bloquear de sus sistemas a la plataforma chilena de procesamiento de pagos en línea Khipu, un evento que abre un nuevo capítulo en la teleserie chilena de la no colaboración: ¿Fintech tú o Fintech yo?

Si ya no era suficiente con los problemas que se han generado entre Walmart y las empresas que entregan tarjetas de prepago, plásticos que no son recibidos en sus tiendas, ahora se suma el bloqueo a esta startup con diez años en la industria y que, según cuenta Roberto Opazo, director ejecutivo de Khipu, solo ha tenido en su historial mínimos inconvenientes con su tecnología, en perjuicio de banco Falabella, hace cuatro años, costos que fueron saldados de inmediato, pero nunca con el banco estatal, razón que lo anima, ante la arbitrariedad que denuncia, a lanzar dos hipótesis mayores que cree que subyacen a todo este entuerto.

Esta es la conversación que Tekios tuvo con Opazo, al inicio de esta mañana de preocupaciones para el líder de Khipu, quien, a pesar de enfrentarse a una colosal institución, mantiene la esperanza de que la Justicia declare admisible el recurso de protección interpuesto contra Banco Estado, «por impedir unilateralmente que los usuarios puedan utilizar Khipu para procesar sus transacciones en el comercio».

ARTÍCULO COMPLETO